325


325 (CCCXXV) fue un año común comenzado en viernes del calendario juliano, en vigor en aquella fecha.

En el Imperio romano, el año fue nombrado como el del consulado de Próculo y Paulino, o menos comúnmente, como el 1078 Ab Urbe condita, adquiriendo su denominación como 325 a principios de la Edad Media, al establecerse el anno Domini.