Alfabeto hebreo


El alfabeto hebreo (en hebreo, אָלֶף־בֵּית עִבְרִי‎, alefbet ivri), también conocido en contexto académico como escritura cuadrada o arameo cuadrado y de forma popular como el alef-bet, es el alfabeto utilizado para la escritura del idioma hebreo y otros idiomas judíos, sobre todo yidis, ladino, judeoárabe y judeopersa. Es un alfabeto de tipo consonántico y se originó como una adaptación del alfabeto arameo imperial, un alfabeto que floreció durante el Imperio aqueménida derivado del alfabeto fenicio.

Antes del cautiverio de Babilonia el hebreo se escribía con una variante del alfabeto fenicio llamada alfabeto paleo-hebreo, que se ha conservado en gran parte como alfabeto samaritano. La actual escritura hebrea "cuadrada", por el contrario, es una forma estilizada del alfabeto arameo y era conocida por los sabios judíos como ashurit (o ktab ashuri, literalmente "escritura asiria"), ya que se alega que sus orígenes son de Asiria.[1]

También existen varios "estilos" (en términos actuales, "fuentes" o tipos de letra) de representación de las letras, incluyendo una variedad de estilos hebreos cursivos. En el resto de este artículo, el término "alfabeto hebreo" se refiere a la escritura cuadrada a menos que se indique lo contrario.

El alfabeto hebreo tiene 22 letras, como otros alfabetos semíticos. Es unicameral, es decir, sin diferenciación entre mayúsculas y minúsculas. Cinco de sus letras tienen formas diferentes cuando se usan al final de una palabra (sofit). Se escribe de derecha a izquierda. Originalmente, el alfabeto era puramente consonántico, pero al igual que otros alfabetos consonánticos, como el árabe, durante siglos los escribas idearon medios para indicar los sonidos de las vocales sea mediante puntos vocálicos separados (niqqud) o reutilizando las consonantes י ו ה א para indicar vocales (mater lectionis). Hay una tendencia en el hebreo moderno al uso de matres lectionis para indicar vocales que tradicionalmente no se escribían, una práctica conocida como "ortografía completa".

El alfabeto yidis, que es una versión extendida del alfabeto hebreo usada para escribir el idioma yidis, es un alfabeto plenamente vocalizado, con todas las vocales representadas en la ortografía, excepto en el caso de las palabras hebreas heredadas, que normalmente conservan su ortografía hebrea de solo consonantes.

Los alfabetos árabe y hebreo tienen similitudes porque ambos se derivan del alfabeto arameo, que a su vez se deriva del fenicio, que proviente del alfabeto protocananeo utilizado en la antigüedad para escribir los diversos idiomas cananeos (incluyendo hebreo, moabita, fenicio, púnico, etcétera).


Inscripción de Siloé en paleohebreo
Texto en hebreo cursivo sobre la Barrera israelí de Cisjordania con una cita bíblica de Malaquías 2:10: "¿No tenemos un solo padre? ¿No nos ha creado un solo Dios? ¿Por qué cada uno de nosotros actúa con engaño, cada uno contra su propio hermano, para profanar el pacto de nuestros antepasados? "