Bicicleta


La bicicleta, coloquialmente llamada bici[2]​ (también denominada como cicla o ciclo en Colombia, Cuba y Uruguay,[3][4]chiva, en México y cleta o chancha en Chile),[5][6]​ es un vehículo de transporte personal de propulsión humana. Es impulsada por el propio viajero, que acciona el vehículo con el esfuerzo muscular de las piernas, en particular mediante pedales o manivelas.[3]​ Sus componentes básicos son dos ruedas,[3]​ generalmente de igual diámetro y dispuestas en línea, un sistema de transmisión de pedales, un cuadro que le da la estructura e integra los componentes, un manillar para controlar la dirección y un sillín para sentarse. El desplazamiento se obtiene al girar con las piernas los pedales dispuestos de forma simétrica, cada uno con una palanca conocida como manivela están ensamblados en el cuadro, y en general el pedal derecho es el que tiene la estrella mayor o plato donde se monta la cadena que a su vez hace girar el piñón, el cual finalmente hace girar la rueda trasera sobre el suelo provocando entonces el desplazamiento. El diseño y la configuración básicos de la bicicleta han cambiado poco desde la primera transmisión de cadena desarrollada alrededor del año 1885.[7]

La paternidad de la bicicleta se le atribuye al barón Karl Drais, inventor alemán nacido en 1785. Su rudimentario artefacto, creado alrededor de 1817, se impulsaba apoyando los pies alternativamente sobre el suelo. En la actualidad hay más de mil millones de bicicletas en el mundo, utilizadas tanto como medio de transporte como vehículo de ocio.

Es un medio de transporte sano, ecológico, sostenible y económico, válido para trasladarse tanto por ciudad como por zonas rurales. Su uso está generalizado en la mayor parte de Europa, y llega a ser, en países como Suiza, Alemania, Países Bajos, Bélgica, algunas zonas de Polonia y los países escandinavos, uno de los principales medios de transporte. En Asia, especialmente en China y la India, es el principal medio de transporte.

Las bicicletas fueron muy populares en la década de 1890 y, más tarde, en las de 1950 y 1970. Actualmente está experimentando un nuevo auge y su uso crece considerablemente en todo el mundo debido al alto precio del combustible, pues la bicicleta resulta muy ecológica y económica.

Hasta la segunda mitad del siglo XX, se aceptó que el primer antecedente de la bicicleta era el celerífero(célérifère) inventado en 1790 por el conde francés Mede de Sivrac, el cual consistía en un listón de madera terminado en una cabeza de animal montado sobre dos ruedas. No tenía articulación alguna y era propulsado por una persona sentada a horcajadas, impulsándose con sus propios pies. En los años 1950, sin embargo, se descubrió que ni el conde Mede Sivrac, ni su invención existieron; ambos fueron creados en 1891 por el periodista francés Louis Baudry de Saunier (1865-1938), copiando el diseño de Karl Drais y basándose en una patente de 1817 para un coche de caballos llamado celerífero.


Icono de una bicicleta
El modelo más popular de bicicleta —y el vehículo más popular de cualquier clase a nivel mundial— es el chino Flying Pigeon, con alrededor de 500 000 000 en servicio.[1]
Sonido de un timbre clásico de bicicleta
Ciclista montado en un velocípedo en Cracovia, Polonia.
Pierre Lallement montado en su invención
La draisiana (ca. 1820) era el primer vehículo de dos ruedas dispuestas en línea, y el primer vehículo práctico de propulsión humana.
Como puede observarse en este modelo de los años 1900, el diseño del cuadro «diamante» se ha mantenido más de cien años.
Evolución histórica de la bicicleta.
Bicicleta doméstica neerlandesa.
Bicicleta doméstica.
Bicicleta todo terreno aparcada en una calle de Barcelona.
Bicicleta de carreras.
Bicicleta plegable moderna de gama alta.
Bicicleta estilo clásico.
Bicicleta playera estilo California beach cruiser en California.
Bici doble (tándem).
Girobici, o bicicleta que nunca se cae[12]​ infantil.
Bicicleta reclinada de competición.
Bicicleta de mano de competición.
Bicicleta doméstica con bicicleta remolque.
Bicicleta chacarera con canasta, nótese los tapabarros en la cadena y en las llantas, el piñón simple, y la parrilla en la parte de atrás para llevar a una persona más.
Para el uso de una bicicleta destinada para el ámbito deportivo, el casco es un elemento de seguridad que es obligatorio. Frecuentemente también se utilizan gafas de seguridad y guantes.
Policía danesa en bicicleta.
Las ciclovías suelen ser exclusivo para ciclistas.
Diagrama de los componentes de una bicicleta.
Llave para radios. Cada una de las aberturas de la parte inferior tienen asociado un número el cual se corresponde a un tipo determinado de cabezal de radio.
Herramientas básicas para reparación de una bicicleta. 1) Llave inglesa. 2) Palancas para desmontar cubiertas. 3) Estuche de parches para reparar cámaras. 4) Llave para radios. 5) Llaves de tubo de 8, 9 y 10 mm. 6) Puntas de destornillador planas y de estrella. 7) Llaves Allen de 4, 5 y 6 mm. 8) Destornillador de puntas intercambiables.
Mecánica revisando una bicicleta.
Eje de rueda de tornillo. Los elementos principales se colocan de forma simétrica a ambos lados. De izquierda a derecha: tuerca con superficie ampliada de soporte, tuerca para tope del cono, cono con cubrepolvo y coronilla.
Bicicleta con suspensión y freno de disco.
Bicicleta encadenada a una farola en Ciudad de México.