Conciencia (psiquiatría)



El (del latín conscientia, ‘conocimiento compartido’, y este de cum, ‘con’, y scientĭa, ‘conocimiento’) entendimiento o mundo interior constituye un conjunto de funciones del cerebro, que se han explicado desde varias perspectivas. Está relacionada conceptualmente con la cognición, la mente, la psique, la percepción, el razonamiento, la inteligencia, el aprendizaje, la creatividad y muchos otros procesos cognitivos. Es el conocimiento inmediato que un individuo posee de su existencia, sus actos y el mundo exterior.

Todos sabemos que nuestros sentimientos «colorean» o matizan nuestros procesos mentales. Conocemos múltiples aspectos del cerebro parcelado y sus funciones, pero poco se sabe de las bases científicas de la consciencia o entendimiento. Saber cómo el cerebro tiene conciencia de sí mismo es un reto mayor. A la fecha, los especialistas y científicos intentan explicar la conciencia desde varias perspectivas biológicas: etología, neurofisiología, neuroanatomía, neurociencia y psicología evolutiva.

A lo largo de la vida, los seres humanos y otros animales tienen un proceso flexible de cambio psicológico con la edad. Mediante su inteligencia, su memoria y su determinación, los seres vivos tienen la necesidad instintiva de adaptarse al medio en el que viven. Los humanos son el estudio principal en la «psicología del desarrollo» o «psicología del ciclo vital», pero como consecuencia de la teoría de la evolución biológica, el conductismo y la psicología animal relacionada con la psicología comparada estudian el comportamiento de los animales (etología), sus capacidades psicológicas, sus habilidades, su aprendizaje y su conducta relacionada con los rasgos físicos de cada especie. Esos cambios a lo largo de la vida de los seres vivos pueden ser explicados a través de factores como el cambio biológico del cuerpo del individuo, la madurez sexual, los impulsos biológicos, la herencia o el ambiente.

En las complejas funciones mentales intervienen muchas zonas del cerebro microscópicamente discretas: es tan importante el «dónde» ocurre una actividad neurológica como su «modo de» realizarse. Numerosos casos estudiados de daño cerebral han mostrado que el daño en áreas específicas del cerebro (por ejemplo, el córtex prefrontal anterior) resulta en la reducción o eliminación de las inhibiciones, con su correspondiente cambio radical en los modelos de comportamiento. Cuando el daño se presenta en adultos, quizá son todavía capaces de actuar con parámetros morales de razonamiento, pero cuando ocurre durante la infancia, quizá nunca lleguen a desarrollar tal habilidad.


Esta imagen se usa en un test para demostrar que el ser humano no asigna los sonidos a los objetos arbitrariamente. El test es el siguiente: imagine que una tribu remota llama a una de estas dos formas Booba y a la otra Kiki. Trate de adivinar cuál es cuál y clique en la imagen para valorar su respuesta. Debajo de la respuesta en inglés, aparece la respuesta en español
la conciencia es el resultado de los genes y parámetros aprendidos de la experiencia.
La sinapsis permite a las neuronas comunicarse entre sí, transformando una señal eléctrica en otra química.
Estructura básica de un aminoácido
Estructura química de la cocaína
Partido de voleibol internacional femenino. Nuestro cerebro al procesar la información la distorsiona, decide sesgar de una forma u otra. (Véase sesgo cognitivo).
Campeonato de España de Vóley playa 2004 (Laredo, Cantabria). La predisposición tendenciosa de la psiquis, comúnmente, es beneficiosa para el individuo evolutivamente.