Threskiornithinae


Los tresquiornitinos (Threskiornithinae) son una subfamilia de aves pelecaniformes de la familia Threskiornithidae,[1][2]​ conocidas popularmente como ibis, palabra proveniente del griego, que a su vez proviene del hîb del egipcio antiguo.

Tienen el cuello largo y el pico curvado hacia abajo, y normalmente se alimentan en grupo, sondeando el barro para obtener la comida, normalmente crustáceos. La mayoría nidifica en árboles, a menudo con espátulas o garzas.

Según el folklore, el ibis es el último animal que se refugia antes de un huracán, y el primero en reaparecer después del paso de la tormenta. El ibis era objeto de veneración religiosa en el antiguo Egipto; particularmente asociado con el dios Dyehuty (Thot).

Los ibis tienen una longitud de 50 a 110 cm, el ibis blanco pesa unos 1,3 kg. Es característico el pico largo, delgado y curvado. A menudo lo utiliza para hurgar en el suelo fangoso en busca de alimento, y en los habitantes de hábitats más áridos también lo introducen en las grietas de las rocas. Las alas anchas permiten un vuelo rápido y potente.[3]​.

En todo el mundo, los ibis habitan en zonas tropicales, subtropicales y templadas-cálidas. Su hábitat típico son las orillas de los lagos o los ríos de corriente lenta, tanto en paisajes abiertos como en densas selvas tropicales. Sin embargo, algunas especies también viven en estepas y sabanas. Las poblaciones existentes del Ibis calvo incluso viven en semidesiertos rocosos; en esta especie, el apego al agua es menos pronunciado.[4]​.

La mayoría de los ibis prefieren anidar en los árboles. Las excepciones son el ibis ermitaño, que anida en acantilados, y el ibis sagrado (Threskiornis aethiopica), que construye sus nidos en el suelo. Los ibis negros (Pseudibis papillosa) pueden encontrarse en grupos de sólo 2 o 3 personas cuando anidan, mientras que los ibis sagrados pueden formar enormes colonias de cría de más de 10.000 individuos. Los ibis pueden compartir sus colonias con otras aves, como garzas y garcetas. Los ibis blancos ponen de 2 a 5 huevos durante la temporada de anidación. Los huevos tardan entre 21 y 23 días en incubarse. Las crías salen del cascarón en aproximadamente 28 a 35 días. Tanto el macho como la hembra se turnan en la vigilancia del nido hasta que los pollos son lo suficientemente grandes como para defenderse. Además, ambos padres ayudan a alimentar a los polluelos.


Ibis verrucoso, es una especie de ibis negro propio de la India.
Ibis escarlata, es una especie de ibis escarlata propio de las costas del norte de Sudamérica y la costa sureste de Brasil.