Línea 1 del Metro de Lima y Callao


La línea 1 es la primera línea del metro de Lima y Callao y la única actualmente operativa. Se extiende desde el sur hacia el noreste de la metrópoli, atravesando un total de 26 estaciones a lo largo de 34,6 km de vía. Su operación está a cargo del consorcio GyM Ferrovías, conformado por las empresas Graña y Montero y Ferrovías.

Conecta once distritos en un trayecto a nivel de superficie en la zona sur (6 estaciones) y en viaducto elevado (20 estaciones) en la zona centro-este y noreste de la ciudad. Su recorrido completo entre las estaciones terminales Villa El Salvador y Bayóvar se estima en 54 minutos de viaje.[1][2]

La línea tuvo dos aperturas al servicio del público dentro de la totalidad de su ruta. La primera, denominada primer tramo, que une los distritos de Villa El Salvador con Lima, fue abierta en julio de 2011. La segunda, denominada segundo tramo, fue abierta en mayo de 2014 incorporando los distritos de El Agustino y San Juan de Lurigancho con el resto de la línea.

A lo largo de su historia ha obtenido tres grandes reconocimientos: es puente más extenso de Latinoamérica, la línea de metro más extensa de América y el viaducto elevado de tren tipo metro más largo del mundo, así como el mejor proyecto de ingeniería reconocida internacionalmente por ENR Best Global Projects.[3][4][5]

La historia de la línea 1, por ser la primera, es al mismo tiempo la historia del metro de Lima y Callao como sistema. Empieza en el año 1986 cuando el gobierno peruano convocó a un concurso público para la implementación de este sistema, siendo ganado por el Consorcio Tralima, de capitales italianos. Este consorcio inició con prontitud las obras de construcción de la infraestructura para un metro en viaducto elevado. El 17 de octubre de 1986 se colocó la "primera piedra" cerca del óvalo Higuereta, en lo que hoy es la estación Cabitos, habiendo sido la principal promesa que hiciera el recién electo alcalde de Lima y militante del entonces partido de gobierno, Jorge del Castillo.[6]

Seguidamente se inició la construcción de un patio taller de 120 000 m² en el distrito de Villa El Salvador, al sur de la ciudad, destinado al parqueo de los trenes y al mantenimiento preventivo de los mismos. La construcción avanzó con relativa rapidez durante un par de años, pero cuando la construcción llegó al distrito de San Juan de Miraflores (específicamente al llegar a la estación Atocongo) el país se encontraba en una profunda crisis económica y social, lo que motivó que se paralizara la obra, luego de una inversión de 226 millones de dólares en co-financiamiento con el gobierno italiano y bajo sospechas de soborno.[7]


Estaciones de la línea 1
La unidad de la derecha es un Alstom Metrópolis 9000 y la unidad de la izquierda es un AnsaldoBreda MB-300.
Metro de Lima y Callao, Línea 1 (Alstom Metrópolis 9000)
Metro de Lima y callao, Línea 1 (Estación Cabitos, exteriores)
Tren circulando por la Línea 1 en 2020.