Lev Kámenev


Lev Borísovich Kámenev (en ruso, Лев Бори́сович Ка́меневpronunciación Acerca de este sonido [ˈlʲɛf bɐˈrʲisəvʲɪtɕ ˈkamʲɪnʲɪf] ), cuyo apellido de nacimiento era Rosenfeld,[2]​ Розенфельд[3]​ (6 de juliojul./ 18 de julio de 1883greg.[1]​-25 de agosto de 1936) fue un revolucionario bolchevique y un destacado político soviético de origen judío, además fue un veterano miembro del Politburó. Fue el primer jefe de Estado del Estado soviético ruso, precursor de la futura URSS, entre el 9 y el 21 de noviembre de 1917.

Nació en Moscú en 1883,[2][1]​ hijo de un trabajador ferroviario judío y de un ama de casa rusa ortodoxa.[4]​ Estudió en los gimnasios de Vilna y Tiflis y continuó su formación en la facultad de derecho de la Universidad de Moscú; los interrumpió en 1902 cuando fue detenido por su actividad en círculos estudiantiles radicales.[1]​ Desde ese momento y hasta 1908, se convirtió en revolucionario profesional en la clandestinidad y trabajó en San Petersburgo, Moscú y Tiflis; asistió a diversos congresos del partido en el extranjero y se lo arrestó en diversas ocasiones.[1]​ A principios de 1900, Kámenev conoció a Olga Bronstein, camarada marxista y hermana del revolucionario León Trotski, con quien se casó[2]​ y tuvo dos hijos.

Durante un corto viaje al extranjero en 1902, Kámenev conoció a los líderes socialdemócratas que vivían en el exilio, incluyendo a Vladímir Ilich Uliánov «Lenin», con el que se asoció y del que se convirtió en uno de sus más íntimos colaboradores. Se afilió al Partido Socialista Democrático de los Trabajadores en 1901, y a su fracción bolchevique cuando el partido se dividió entre bolcheviques y mencheviques en agosto de 1903.[5]

También visitó París y conoció al grupo de “Iskra”. Después de asistir al 3.er Congreso en Londres, en marzo de 1905, Kámenev volvió a Rusia y participó en la Revolución Rusa de 1905 en San Petersburgo entre octubre y diciembre. Volvió a Londres para asistir al 5.º Congreso del Partido Socialista Democrático de los Trabajadores, donde fue elegido para el Comité Central del Partido, y el Centro Bolchevique, en mayo de 1907, pero fue arrestado después de su vuelta a Rusia. Se le liberó de prisión en 1908 y, a finales de año, emigró a Europa occidental para ayudar a Lenin en la edición de diversas publicaciones, como la revista bolchevique Proletarios, El socialdemócrata o Noticias obreras.[1]​ Después de la ruptura de Lenin con otro viejo bolchevique, Aleksandr Bogdánov, a mediados de 1908, Kámenev y Grigori Zinóviev se convirtieron en los principales ayudantes de Lenin en el exilio. Le ayudaron a expulsar a Bogdánov y sus Otzovistas (revocadores), seguidores de la fracción bolchevique del Partido Socialista Democrático de los Trabajadores a mediados de 1909.