Liga de los Comunistas


La Liga de los Comunistas o Liga comunista fue una organización revolucionaria nacida en Londres en junio de 1847 como resultado del congreso celebrado por la Liga de los justos en el que acordó cambiar su nombre al integrarse en su seno el Comité Comunista de Correspondencia fundado en Bruselas a principios de 1846 por los exiliados alemanes Karl Marx y Friedrich Engels. En febrero de 1848 hará público su programa bajo el nombre de Manifiesto del Partido Comunista.

En 1836 surgió en París la organización clandestina de emigrados alemanes Liga de los justos a partir de la Liga de los Proscritos fundada dos años antes.[1]​ Su principal teórico era Wilhelm Weitling [2]​ que se oponía a la vía reformista defendida hasta entonces por la mayoría de los socialistas utópicos y que señalaba a la clase obrera como la protagonista de la revolución que habría de traer una sociedad «comunista» estructurada en «asociaciones de familias» y cuyo origen retrotraía a Jesucristo.[3]

A mediados de la década de 1840 se produjo el acercamiento a la Liga de los justos de otros dos significados exiliados alemanes, Karl Marx y Friedrich Engels, que a principios de 1846 habían fundado en Bruselas, junto con Philippe Gigot, el Comité Comunista de Correspondencia. Marx —al igual que el francés Proudhon— había manifestado su admiración por Weitling a quien consideraba muy superior a «la mediocridad de la literatura política alemana», pero no compartía la concepción comunista cristiana de éste —mantuvo con él un duro debate en Bruselas en marzo de 1846— y sus críticas divulgadas por el Comité de Correspondencia encontraron cada vez más eco entre los miembros de la Liga, especialmente en la sección de Londres encabezada por Karl Schapper.[4]​ Entre estos se había ido afirmando la idea de convertir la Liga en el embrión del partido de la clase trabajadora cuya propaganda preparara a ésta para la revolución social.[5]

Así en junio de 1847 se celebró un Congreso de la Liga de los justos en la capital británica en el que se aprobó la integración del Comité en la Liga y el cambio del nombre de ésta que pasó a llamarse Liga de los comunistas, También se cambió su lema: «¡Proletarios de todos los países uníos!», sustituyó a «Todos los hombres son hermanos».[6]​ En un documento preparatorio aparecía claramente definida la meta de la nueva organización:[7]


Karl Marx (1818-1883)
Friedrich Engels (1820-1895)
Primera edición del Manifiesto del Partido Comunista (Londres, 1848).
Estatuas de Hermann Heinrich Becker (izquierda), destacado miembro de la sección de Colonia, y de Marx (derecha), en el edificio del Ayuntamiento de Colonia.
Joseph Weydemeyer (1818-1866), antiguo oficial del ejército prusiano, acabó emigrando a los Estados Unidos en 1851 donde alcanzó el grado de coronel en el Ejército de la Unión durante la Guerra Civil Americana.
Heinrich Bürgers (1820-1878)
Proceso de los comunistas de Colonia (1852).