Luxor


Luxor[1]​ o Lúxor ([ˈloʔsˤoɾ] en árabe: الأقصر al-Uqsur) es una ciudad egipcia edificada sobre las ruinas de la ciudad de Tebas, la que fue capital del Imperio Nuevo del Antiguo Egipto, y capital del IV nomo del Alto Egipto. Está situada en la ribera oriental del río Nilo, unos 200 km al norte de la primera catarata de Asuán. [2]

Luxor proviene del árabe al-ʾuqṣur (الأقصر), "los palacios", plural de qaṣr (قصر),[3]​ derivada a su vez del latín castrum "fortaleza", como la palabra castellana alcázar.[4]​ En los textos del Antiguo Egipto, es llamada w3s.t (convencionalmente pronunciado como: "Uaset"), que significa "ciudad del Cetro" y también t3 ip3t ("ta ipet"), "el santuario", de donde proviene el nombre griego de la ciudad Θῆβαι (Thebai), el latino Thebae y el castellano Tebas. La ciudad recibió otros apelativos, como 'Iunu-shemaa'; Iunu, o sea Heliópolis, "del Sur"; niw.t (niut) que significa "ciudad" (junto con Menfis y Heliópolis, las únicas llamadas así en egipcio) y niw.t rst, "ciudad sureña". De este apelativo deriva el nombre "Nōʼ ʼĀmôn" (נא אמון) usado en el libro bíblico de Nahum[5]​ y el nombre "No" (נא) usado en el Libro de Ezequiel[6]​ y en el de Jeremías.[7][8]

Es la ciudad de los grandes templos del antiguo Egipto (Luxor y Karnak), y de las célebres necrópolis de la ribera occidental, donde se enterró a los faraones y nobles del Imperio Nuevo de Egipto, denominados el Valle de los Reyes y el Valle de las Reinas.

Durante el comienzo del Imperio Antiguo, la capital egipcia era Menfis. Tebas sucede a Menfis, c. de 2050 a. C. como capital durante la undécima dinastía egipcia, siendo durante unos 1500 años la capital del Antiguo Egipto.

El templo de Luxor fue realizado durante el Imperio Nuevo. Estaba unido al templo de Karnak mediante la avenida de las esfinges, un dromos flanqueado por estatuas de esfinges y carneros. Fue construido por dos faraones fundamentalmente, Amenhotep III (construyó la zona interior) y Ramsés II, que finalizó el templo. También otros faraones contribuyeron al embellecimiento del recinto con decoraciones, construcciones menores, bajorrelieves y otros cambios, como Ajenatón, Tutankamón, Horemheb, Nectanebo I y Alejandro Magno.

El templo constaba de dromos, dos grandes obeliscos, situados a cada lado de la puerta de entrada (uno fue trasladado y erigido en la Plaza de la Concordia de París en 1833), y dos grandes estatuas sedentes, ante los pilonos, del monarca Ramsés II.


Colosos de Memnón
Mapa del Nilo sobre su curso bajo, Luxor
Bazar de Al-Uqsur (Luxor).