Milímetro


El milímetro (símbolo mm) es una unidad de longitud. Es el tercer submúltiplo del metro y por tanto, equivale a la milésima parte de él.

En fabricación mecánica, los planos constructivos van acotados en milímetros, y la tolerancia de las cotas se expresan en décimas, centésimas o milésimas de milímetro.

El milímetro se usa como medida de tamaño en balas, misiles y otros proyectiles, medidos en función de sus diámetros o calibres.

El milímetro es la unidad de medida usada en la meteorología para las precipitaciones. Representa el espesor en milímetros de la capa de agua acumulada sobre un suelo horizontal por una o varias precipitaciones, si no hubiera infiltración, ni evaporación y si las precipitaciones que caen bajo forma sólida se encontraran fundidas. El equivalente volumétrico de un milímetro de precipitación es de un litro por metro cuadrado.[1]