País


Un país (del francés pays)[1]​es un territorio con características geográficas y culturales propias, que puede o no constituir un Estado soberano o una entidad política dentro de un Estado.[1]​ También es utilizado como sinónimo de Estado, conjunto de instituciones políticas dotadas de territorio, población y soberanía.[2]

A veces, partes de un Estado con una historia o cultura características son llamados países, especialmente por los oriundos del lugar, como por ejemplo Escocia, Gales, Inglaterra o Irlanda del Norte, países que conforman el Reino Unido. Puede referirse también a regiones o incluso comarcas sin grandes diferencias culturales con las de los alrededores. Este uso se da especialmente al hablar de las regiones naturales de Francia —el País de Auge, País de Buch, País de Caux, País de Sault, Países del Loira, el País Vasco francés, etc.— ya que la palabra «país» proviene del francés pays,[1]​ idioma en el que el término también tiene esta polisemia. A su vez, el término francés procede del latín pagus.[3][4]

Nación tiene dos acepciones: la nación política, en la escena jurídico-política, es el sujeto político en el que reside el poder constituyente de un Estado; la nación cultural, concepto socio-ideológico más subjetivo y ambiguo que el anterior, puede definirse como una comunidad humana con ciertas características culturales comunes a las que se les dota de un sentido ético-político. La palabra nación se emplea en la vida cotidiana con múltiples significados: estado, país, territorio o habitantes de ellos, etnia y otros.

En España se da el caso de las nacionalidades históricas,[5]​ realidad nacional,[6]​ carácter nacional[7]​ o, simplemente, nacionalidad;[8]​ son términos acuñados ad hoc para la política de este país, usados para designar a aquellas comunidades autónomas con una identidad colectiva, lingüística y/o cultural diferenciada, según sus estatutos autonómicos, del resto del Estado. Además, también se utiliza la palabra país en el propio nombre de la comunidad autónoma del País Vasco. Por otro lado, las regiones catalanoparlantes (incluida Andorra) son a menudo denominadas Países Catalanes. Finalmente, tanto en el discurso político actual[9][10]​ como en el habla popular en Galicia, es de uso extendido el término país para referirse a esta comunidad histórica. Un ejemplo de este uso se encuentra en el etiquetado de ciertos productos de origen gallego (e.g. queso del país, vino del país).

Un Estado es un conjunto de instituciones que poseen la autoridad para establecer las normas que regulan una sociedad, teniendo soberanía interna y externa sobre un territorio definido. El Estado incluye el control de instituciones tales como las Fuerzas armadas, administración pública, los tribunales y la policía.[11]


Mapamundi con la división política actual por países.
Reclamaciones territoriales que caen sobre la Antártida.