Pie


El pie es la porción terminal de una extremidad que lleva el peso del cuerpo y ésta permite la locomoción y la retromoción. Es una estructura anatómica que se encuentra en muchos vertebrados.

En muchos animales con pies (en este caso denominados como patas), éste es un órgano independiente en la parte terminal de la pierna, y en general está compuesto por uno o más segmentos o huesos, incluyendo las zarpas, las pezuñas o las uñas.

El ser humano usa sus pies para la locomoción bípeda, haciendo posible la posición vertical y la liberación de los miembros superiores. En su concepto, constituye una bisagra con el suelo, siendo crucial, pero como estructura inferior a menudo resulta infravalorado. Anatómicamente, el pie y la mano humanas son variaciones de una misma estructura de cinco dígitos que es común a muchos otros vertebrados; es también una de las dos estructuras de huesos más complejas del cuerpo.

En un estudio antropométrico en 1997 en el Norte de América, con hombres adultos de raza caucásica y una edad media de 35,5 años, se encontró que la longitud del pie de los hombres era por término medio de 26,3 cm con una desviación estándar de 1,2 cm.[1]

El pie humano y el tobillo son una fuerte y compleja estructura mecánica que contiene 26 huesos, 33 articulaciones, y más de 100 músculos, ligamentos y tendones.

La parte superior o dorsal del pie se llama empeine y la inferior planta. El pie se mueve en relación a la pierna con el auxilio de músculos extensores y flexores. Los primeros, que constituyen la pantorrilla, se insertan en la extremidad posterior del calcáneo por medio del tendón de Aquiles. Los segundos están situados delante de la pierna. Existen, además, músculos elevadores que hacen girar el pie hacia fuera o hacia dentro.


Huesos del pie.
Planta del pie de un hombre
Huesos del pie.
Astrágalo.
Calcáneo.
2.º metatarsiano, vista anterior y posterior.
Los músculos anteriores se originan en porción anterior de la pierna y se unen a los huesos del pie
Músculos de la planta del pie
Sensibilidad de la planta del pie.
Tipos de pisadas.
Pie cavo patológico provocado por una enfermedad neurológica.
Pie con arco plantar normal.
Pie plano de un adulto.
Cascos de un caballo.
Comparativa pie normal y pie vendado