Presidente del Consejo de Ministros de Italia


El presidente del Consejo de Ministros de Italia (en italiano, presidente del Consiglio dei Ministri) es el jefe de Gobierno del país, y ocupa uno de los cinco cargos[1]​ más importantes a nivel estatal, siendo el equivalente al primer ministro de otros gobiernos, aunque con menores poderes con respecto a otros Estados.

La presidencia del Consejo de Ministros es un cargo con rango constitucional establecido por los artículos 92, 93, 94, 95 y 96 de la Constitución italiana. El Presidente de la República, o sea, el jefe de Estado es el encargado de designar al presidente del Consejo.

Además de las funciones propias que el cargo posee, por ser parte del Gobierno, es el presidente del Consejo de Ministros quien indica al presidente de la República la lista de los ministros del Gobierno. Refrenda, además, todos los actos con fuerza de ley emitidos por el presidente de la República.

El artículo 95 de la Constitución de la República Italiana señala que: «el presidente del Consejo de Ministros dirige la política general del Gobierno»; este poder es variable, según la influencia individual de los ministros y de los partidos que estos representan.

Usualmente la tarea del presidente del Consejo de Ministros consiste más en mediar entre las distintas posiciones de los partidos políticos (cuando se trata de coaliciones) que las actividades propias del Consejo de Ministros. Su poder de dirección es limitado a una formalidad, ya que no puede echar por sí mismo a los ministros con los cuales está en desacuerdo.

De 1861 hasta la actualidad el presidente del Consejo de Ministros ha sido el jefe de Gobierno. Es designado por el jefe de Estado, pero requiere el apoyo del Parlamento de Italia.


Palazzo Chigi, sede del Gobierno de la República Italiana y residencia del presidente del Consejo de Ministros