Tony Blair


Anthony Charles Lynton Blair (Edimburgo, Escocia; 6 de mayo de 1953), más conocido como Tony Blair, es un político británico, primer ministro del Reino Unido entre 1997 y 2007 y líder del Partido Laborista entre 1994 y 2007.[2]​ Desde el cese de su liderazgo político se ha dedicado principalmente a trabajar como asesor para diversas empresas del sector energético y financiero, y al trabajo caritativo, entre otros. Asimismo ejerce la función de representante del Cuarteto de Paz para Oriente Próximo.

Tony Blair, nació el 6 de mayo de 1953 en Edimburgo, siendo el segundo de tres hijos de una familia conservadora. Su padre, Leo Blair, fue un abogado y profesor universitario que tuvo ambiciones políticas que se truncaron en 1963, cuando sufrió un ataque cerebrovascular mientras hacía campaña como candidato en unas elecciones generales. Este hecho influiría posteriormente en la carrera política de Tony Blair, quien afirma que «Después de su enfermedad, mi padre transmitió sus ambiciones a sus hijos».[3]

Blair pasó la mayor parte de su niñez en Durham donde estudiaba en ‘The Choristers School’, un colegio prestigioso para niños mientras que su padre era profesor en la Universidad de Durham. A la edad de catorce años, volvió a Edimburgo para terminar su educación en Fettes College y después estudió Derecho en Oxford, para convertirse en abogado especializado en Derecho sindical en 1976. Posteriormente cursaría la maestría de Economía en la misma universidad. En el año 1983 se unió al «Sindicato del Obrero», un sindicato de obreros izquierdistas en Edimburgo.

Tras graduarse, se afilió al Partido Laborista en 1975, cuando empezó a trabajar en un despacho de abogados en el que conoció a Cherie Booth, con quien contrajo matrimonio en 1980. La pareja tiene cuatro hijos: Euan, Nicky, Kathyrn y Leo.

En 1983, Blair fue nombrado miembro del Partido Laborista en el Parlamento.[4]​ De 1984 a 1987, fue portavoz de la oposición sobre asuntos del tesoro y economía.[3]

Tras la muerte de John Smith en 1994, Blair, con cuarenta y un años de edad, se convirtió en el líder más joven que ha tenido el partido.[5]​ En el congreso de 1996 los laboristas adoptaron la política propuesta por él, que buscaba una reforma constitucional, especial atención a la educación y a la sanidad y una mayor implicación en los asuntos de la Unión Europea.


Blair y Clinton.
George W. Bush, Tony Blair, José María Aznar y José Manuel Durão Barroso en la Cumbre de las Azores.
Blair recibió la Medalla Presidencial de la Libertad del presidente George W. Bush en 2009
Blair en Kosovo conociendo a niños que llevan su nombre, 2010