Unión Africana


La Unión Africana (UA) es una unión política formada por 55 Estados africanos, cuyos objetivos son la promoción de la unidad y la solidaridad entre sus miembros, la eliminación de los vestigios del período colonial, coordinar la cooperación para el desarrollo, salvaguardar la soberanía y promover la cooperación internacional en el marco de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).[3]

La UA se creó el 26 de mayo de 2001 en Adís Abeba y comenzó a funcionar el 9 de julio de 2002 en Durban (Sudáfrica),[4]​ reemplazando a la Organización para la Unidad Africana (OUA). Las decisiones más importantes de la UA son tomadas por la Asamblea de la Unión Africana, una reunión semestral de jefes de Estado y de gobierno de sus Estados miembros. El secretariado de la UA, la Comisión de la Unión Africana, tiene su sede en Adís Abeba, capital de Etiopía.[5]

La Unión Africana es la heredera de varios intentos anteriores de unir políticamente al continente, a semejanza de la Unión Europea en Europa.[7][8]​ Sus predecesoras son la Unión de Estados Africanos, creada por el ghanés Kwame Nkrumah en 1958, la Organización para la Unidad Africana de 1963, o la Comunidad Económica Africana fundada en 1991.[8]

La idea de crear la UA fue relanzada por algunos jefes de Estado y de Gobierno en la declaración de Sirte (Libia) el 9 de septiembre de 1999, bajo el auspicio de Muamar el Gadafi, Líder y Guía de la Revolución.[9]​ A dicha declaración siguieron una serie de cumbres en Lomé (Togo) en 2000, donde se redactó el Acta Constitutiva de la Unión Africana; y en Lusaka (Zambia) en 2001, donde se aprobó el plan para la instauración de la Unión.

En el acta constitutiva se hacía un llamamiento a la diáspora africana a implicarse activamente en el desarrollo de la Unión.[10]

La Unión Africana fue inaugurada formalmente el 9 de julio de 2002 por su primer presidente, el sudafricano Thabo Mbeki. En aquel momento, la UA aún incluía varias dictaduras entre sus miembros y para combatirlas, la organización afirmó que intervendría en los países africanos donde se cometan crímenes contra la humanidad.[11]​ En 2012, la UA inauguró su sede central en Adís Abeba. El proyecto fue financiado en su totalidad por China, y tuvo un coste de US$200 millones. El edificio incluye una torre de 100 metros con vista a un centro de conferencias.[12]


El senegalés Macky Sall es el presidente de la Unión Africana desde 2022.[20]
Muamar el Gadafi abraza al presidente tanzano Jakaya Mrisho Kikwete después de asumir la presidencia en 2009.
Mujeres soldados de Uganda de la Misión de la Unión Africana en Somalia montan guardia en 2016.